martes, 29 de marzo de 2011

EL DÍA DEL JÓVEN COMBATIENTE : UN PARADOJA EN UN MUNDO NEOLIBERAL

.
HACE MUCHOS AÑOS, CUANDO LOS JÓVENES HERMANOS VERGARA  TOLEDO FUERON ACRIBILLADOS POR LAS ARMAS DEL GOBIERNO MILITAR, CASI TODO EL PAÍS DE LAS CLASES MEDIAS Y POPULARES SE SINTIÓ CONMOVIDO, TRANSFORMÁNDOSE AMBOS EN ICONOS DE LA LUCHA CONTRA LA DICTADURA. 
.
El viejo IPS vivió lo suyo, en la misma época,  con la muerte de nuestro querido alumno de Contador Auditor, Ronald Wood.
.
Entre los sectores sociales medios y populares, no se ponía públicamente en duda la legitimidad de las protestas y bombazos. 
.
Sin embargo, pasados ya más de 20 años de retorno a una cierta Democracia, (mejor llamarla Partidocracia), preciera  algo anacrónico continuar con las mismas formas de lucha de esa época, desde el punto de la racionalidad política vigente.
.
Quizás la única explicación que se puede esgrimir  para entender estas manifestaciones, que algunos califican de terroristas, podría residir en las profundas desigualdades que se han profundizado en estos años, y que chocan con las expectativas de algunos sectores juveniles (y, otros no tanto) de poder participar verdaderamente del desarrollo social, tal como se puede apreciar en la TV.
.
Que en Chile ha habido movilidad social y que muchedumbres se han incorporado a niveles de vida  jamás soñados por las generaciones anteriores, no se puede discutir. Pero esto ha  contribuido, a su vez,  a  hacer más visible la desigualdad y a generar más molestia en las muchedumbres que han quedado marginadas de ese progreso; lo que de paso, explicaría también el crecimiento cualitativo y cuantitativo de la delicuencia común y  de la corrupción en casi todas las funciones públicas.
.
Quizás muchos, estén pensando como en tiempos de Pinochet, que es necesario erradicar por la fuerza a todos los que se rebelan en contra del actual sistema, multiplicando las cárceles por todo el país.
.
Sin embargo, mientras no se hagan esfuerzos serios por erradicar las escandalosas desigualdes existentes y la falta de oportunidades para los miles de jóvenes  marginados del bienestar y progreso social, lo único que se logrará es multiplicar cada vez más el número de reos, con o sin brazalete, existentes en el país.
.
Afortunadamente, los que se rebelan en el día del combatiente son pocos. Y, lamentablemente, los que se rebelan via delicuencia son cada vez más.
. 

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Sr. Editorialista, los que asesinaron a los hermanos Toledo no fue el "gobierno de turno" como Ud. dice, fue una cruel dictadura, la peor que ha tenido la historia de Chile y que llego al poder en un sangriento golpe de estado ejecutado por los militares y apoyado politicamente por los que si hoy son gobierno de turno en Chile, no olvidemos la historia.

CIUDADANOS dijo...

Colega. Tiene ud toda la razón, la expresión fue desafortunada y muy 'a la chilena'.
Pero no solo eso, son los hermanos Vergara Toledo.